22 febrero 2007

08:00 AM

Pierre Soulages

Jueves, 22/02/2007 08:00 AM

Suena el despertador. Abro los ojos y con el primer cigarrillo pienso: Hoy todo lo que hagas tiene que estar marcado por la pasión y el entusiasmo. Esta es tu consigna para el día.

Apago el cigarrillo en el cenicero y miro la hora, 08:12 AM. Vuelvo a la cama, hasta mañana.

“A menudo resulta trágico ver cuan escandalosamente un hombre estropea su propia vida y la vida de los demás y sin embargo es incapaz de ver hasta que punto toda la tragedia se origina en él y como continuamente la alimenta y la hace existir. No conscientemente, es obvio, pues conscientemente se encuentra enfrascado en la lamentación por un mundo sin fe que cada vez se le escapa más y más. Se trata más bien de un factor insconciente que hace andar las ilusiones que enmascaran este mundo”. Jung.

22 comentarios:

Carlos Paredes Levi dijo...

Nos atrae lo trágico. Supongo que será por que con la tragedia creemos darle una mayor magnitud a nuestra existencia, siempre regazada con respecto a nuestras expectativas.

Javier Luján dijo...

Pero se requerirá de un hombre expectante, alguien que aún conserve un mínimo de esperanza en su vida; con lo cual la tragedia pasará a convertirse en comedia.

calma dijo...

Pues haz el favor de mañana a las 8 en punto, levantarte, darte una ducha, tomarte un café, ponerte guapo como tú eres y salir al mundo a dar rienda suelta a toda esas pasión y esa vida que llevas dentro. Y te fumas todos los cigarros que te apetezca, pero viviendo.
He dicho, y por si te sirve de algo, aquí te dejo un beso de buenos días.

Mar dijo...

Pues entonces.... hay que buscar ese hálito de felicidad que aún debe quedar por ahí..En los rincones, en las solapas, en los muebles...

Seguro que no hemos buscado bien ;)

Besos Capitán.

IVAN dijo...

Ja,ja... pues sí, algunos dias así tambien he tenido así, y lo mejor, o lo peor de todo, es que no tengo remordimiento alguno.
Soy de los que piensan que dormir y soñar es parte del vivir.

http//ivansainzpardo.blogia.com

MAR dijo...

Yo estoy de acuerdo con Ivan…yo me levante tarde como a las 2 me bañe y estoy acá un rato en el computador es verano en Chile, tengo mil cosas entretenidas que hacer Y aburridads también y la que mas me tienta es mi cama, tirarme en ella como una gato a descansar y ver tele o leer y sin ningún cargo de conciencia,
un besito y si estas triste arriba el animo que todos estamos en la misma lucha por sobrevivir de la mejor forma posibles y con un poco de suerte por momentos sentirnos felizzzz
TU TB ERES BIEN VENIDO A MI BLOG YO TAMBIEN CASI QUIERO A TODO EL MUNDO, JAJAJA.
mar

laura otermin dijo...

Mi querido amigo, si pudiéramos dominar nuestros pequeños actos, seríamos otros. Las palabras sabias de Jung lo dicen todo. Tal vez una pequeña solución a todo esto sea aceptarse, cosa que intento cada día. Me impactó. Un abrazo

Peggy dijo...

si , aveces somos nuestros mayores enemigos ...toda la vida luchando contra nosotros mismos ...en fin ..me ha gustado el post .....pienso eso

Rommy dijo...

El mayor enemigo es quien alberga en el inconciente,y no es capaz de salir a flote para la lucha... Lo trágico a menudo nos llama y por lo tanto nunca baja la guardia.
mil besos y nos vemos

la Pecora Baila dijo...

me parece justo ademas , si es popsible que en estos momentos que vivimos sobre todo por estos lares sean mejores que pasados pero sabes yo por lo menos cada dia pierdo la esperanza, lucho solo por la ilusion ¿de que? de quien solo soy una papeleta que trascurre cada cierto tiempo en una urna transparente ¿nada mas? me siento tonto autoalimentandome de tontuna quiero cambiar ser fekliz y arrogante como en el cine,
- me encanta tu blogg- solo soy una hoja seca en primavera

Sakkarah dijo...

Sí, somos autores de nuestras desdichas, y de las del resto. El caso es que después vamos buscando siempre la felicidad...

Se sabe que mirando dentro es donde se encuentra, pero, aún sabiéndolo, no se mira...No sé la razón, pero somos algo caóticos.

En cuanto a tus letras, que certeras, uno corre mucho con la mente, pero sólo con la mente; después la pereza hace pasto en nosotros, y se nos pasa la vida.

Un beso, capitán

MDM dijo...

Creo que todos las personas tenemos un punto auto-destructivo con un resorte diferente, individual, misterioso.
Ánimo.
Busca y rebusca un punto al que aferrarte, haberlos haylos, busca.

Siento que los amigos de los ajeno te visitaran, por lo menos no lograron robarte el recuerdo de lo que tenias.

Besos

NoSurrender dijo...

Es curioso ese fragmento de Jung, capitán. Parece que se posiciona demasiado cerca del concepto cristiano de Culpa, ese elemento a abolir por parte de papá Freud.

Hay días malos, capitán, que se tornan en ansiedad que encharca los pulmones. Supongo que ambos, usted y yo, coincidimos en vivirlos a un tiempo mismo. Brindo por usted. Y por el mar, patrón de los olvidos y las redenciones.

¡Salud!

Javier Luján dijo...

Calma:
A la orden. Nada, esta mañana me he levantado a la 8:00 h., me he dado una ducha, me he tomado un cafetito y me he ido a dar una vuelta por una rambla que nace en la ladera de un volcán, en las Presillas Bajas, y trascurre cerca del cortijo de Bodas de Sangre. Hoy ha hecho sol.
Un besito calma.

Javier Luján dijo...

Mar:
Estoy buscando, estoy buscando, no veas si existen rincones.
Un beso mar.

Ivan:
Sí, ivan, hay días en los que es mucho mejor no salir de la cama. No creas que a mí me entran remordimientos, ni mucho menos. Existe un momento ara cada cosa.
Un saludo, Ivan.

Javier Luján dijo...

MAR:
La cama, que refugio tan cómodo, ¿verdad?.
Un beso.

LAURA:
Aceptarse, difícil tarea, Laura; yo intento comprenderme y no siempre lo logro, afortunadamente.
Un beso.

Javier Luján dijo...

Peggy:
Se eso se trata Peggy, de mero divertimento narrativo.
Me alegro que te gustara.

Rommy:
Lo trágico es una cara de nosotros mismos, es imposible apartarlo de la vida.
Un beso.

Javier Luján dijo...

PECORA:
Aquí tenemos luz, una luz que enseguida nos devuelve a la alegría, a la placidez. Es lo que más me gusta de esta tierras, la luz y su gente.
Un saludo, Pecora.

SAKKARAH:
Sí se mira, lo que pasa es que a veces el vértigo nos impide seguir asomados a ese abismo que somos.
Un besito, Sakkarah.

Javier Luján dijo...

MDM:
Esa parte autodestructiva que todos tenemos, desde mi punto de vista, es necesaria, sino tanta cariño y proteción, hacia uno mismo, podrían convertirnos en unos pedantes caprichosos.

NOSURRENDER:
Sí, no comulgo mucho con este párrafo de Jung; pero vida y literatura son cosas distintas, aunque a veces se nos olvide.
En lo que sí estoy de acuerdo, totalmente, es en este brindis, esta vez por ti.
Un saludo.

Sibyla dijo...

Sigue escribiendo. Si fuera editora, te publicaba un libro. Aunque para ser sincera me gusta más la forma que el fondo. Bye bye

El Blog de Sibyla

MAR dijo...

NUNCA VEO MAS ALLA...MI MENTE NO ES UN LIO...SOLO SOY....SOLO EXISTO, TRANQUILA POR LA VIDA.
MAR

Javier Luján dijo...

Mar: Que suerte tienes que puedes transitar tranquila por la vida, eso para mí ya es un logro.
Un beso.